Básquet, Deportes

Conmoción en el mundo del básquet por la muerte de Juan Pablo Sánchez

blankJuan Pablo Sánchez, ex basquetbolista que jugó en Liga Nacional para Peñarol y Quilmes, murió este miércoles a los 37 años en la puerta de la Clínica Colón, donde minutos antes había sido atendido por un malestar. La noticia de su deceso generó gran conmoción en el ambiente deportivo de la ciudad.

Según explicaron fuentes cercanas a Sánchez, se sentía mal desde hacía unos días, con dolor de garganta y vómitos. Por ese motivo fue a hacerse una revisión en la Clínica y al salir del establecimiento médico se desplomó a causa de un paro cardíaco.

Sánchez integra la corta lista de jugadores que lograron vestir las camisetas de Peñarol y Quilmes en la Liga Nacional. Proveniente de Mendoza y con un paso por las inferiores de Unión de Mar del Plata, finalmente recaló en el club de la calle Santiago del Estero donde debutó en 2000 y permaneció tres temporadas.

Luego pasó a Quilmes, donde tuvo su mejor rendimiento deportivo, mostrándose como un buen defensor pero además un jugar con un temido tiro de tres puntos. En el club de Luro y Guido jugó hasta la temporada 2006/2007, y luego tuvo pasos por Independiente de Neuquén, Lanús y Boca. En 2010, cuando todavía tenía mucho futuro, se retiró del básquet profesional por dolencias en las rodillas.

En Quilmes no solo vivió su mejor etapa deportiva, sino que además conoció a la que sería su esposa y con la que tendría dos hijas. Y siguió despuntando el vicio del básquet en el ámbito local,  jugando para Sporting, Unión y el IAE Club.

Sin embargo, los últimos años lo encontraron ligado a una actividad impensada: la gastronomía. Se desempeñaba en la cocina de un restaurante, propiedad de su suegro.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*