Política

Arroyo y los 200 millones de OSSE: «Yo como concejal no lo voto»

13620386_302000863486421_2659643255713247045_nEl intendente Carlos Arroyo, no compartiría en principio el auxilio financiero que podría ceder OSSE, ni apelaría al mismo a modo de rescate parcial de la deuda que quintuplica esa pavorosa cifra en la que oscila el déficit municipal. El mismo aumenta mensualmente, como producto de los altos intereses de la utilización del giro en descubierto en el Banco de la Provincia.

La negativa de Arroyo, conocida luego de la reunión de gabinete del último viernes, pincha aún más el globo de ensayo que se disparó en la última semana. El PRO con decisiva influencia, es cada vez más elocuente, en las medidas municipales, va sumiendo a la imagen y semejanza que inspiran el presidente Mauricio Macri y María Eugenia Vidal. La gestión Arroyo está en otra onda de sintonía y tarde o temprano deberá hacerse cargo del pesado paquete.

El RIL, los tableros de comando, los controles remotos, secretario coordinador de gabinete, Blanco, Cinto, Aicega, son deglutidos por la cuestión de fondo, que no sólo atañe al déficit económico, sino a la frágil trinchera política que deja en evidencia la coalición CAMBIEMOS, que se desploma con el transcurso de los acontecimientos. Como siempre, y una vez más, Sáenz Saralegui le agregó otra pizca de tensión, donde van de la mano la falta de cautela que se descarga sin filtro, sin medir las consecuencias.

Mar del Plata consume más energía en la Casa Rosada, que la Alianza del Pacífico, la lucha contra la inflación, el valor de los servicios públicos, el blanqueo de capitales y la atracción de inversiones, describió con preocupación un observador político avezado, con acceso a fuentes privilegiadas del gobierno nacional y provincial.

No habrá una solución local. Si no aparecen fondos extras y externos, que mitiguen un grosero fallo de caja que lejos de corregirse se torna indomable, los problemas se irán agigantando. En la práctica el arroyismo (Agrupación Atlántica) se va quedando solo, ya pasó la hora del campeón y nadie quiere quedar pegado. Los anuncios de obras públicas, visitas de ministros y funcionarios de CABA son sólo una pátina, más de los mismo a esta altura.

En una de las escasas tardes soleadas de este duro invierno, el nuevo hombre fuerte de la secretaría de Hacienda, contador Gustavo Schroeder, circunstancialmente en la oficina de la AFIP ubicada sobre San Martín, justo frente a su despacho, aseguró que sin fondos frescos e importantes reducción de gastos la situación no tiene arreglo. Los fondos frescos no aparecen y la reducción de gastos tampoco.

Asfixia e inanición, tienen sus lecturas políticas de desabastecimiento,  y como dijo Saenz Saralegui, en un rapto de sincericidio (mezcla de sinceridad y suicidio), el PRO no existe en Mar del Plata. Los otros integrantes de CAMBIEMOS, la UCR y la CC, con representación legislativa provincial, han sido los primeros en borrarse de la escena, no participan, huyen de un esquema que no tiene réditos ni políticos ni económicos ni  personales, como lo reclamaron en su momento. El doble comando entre el PRO y Arroyo, es irrecuperable,  y a la brevedad siguen las firmas. Mar del Plata a la deriva.

4 Comentarios

  1. Con esos Ray Ban verdosos y si la foto fuera en blanco y negro … estaríamos frente a una imagen del 76´ … bien facho …

  2. que comentario pelotudo el tuyo Julian…

  3. Hola «mmmm» … puede que sí , que tengas razón , y de hecho muchas veces esa es la idea … ahora yo te consulto ¿la soberana pelotudez de «llamarse» «mmmm» , es en joda o es pura y llanamente pelotudez congénita?
    Curtite ganso . Chau .

  4. P.D. : Saludos a tus jefes «Troll Pro» . Vos debés ser otro facho globoludo … ni nombre tenés … no existís pavote .