Destacado, Política

Se conmemoró el Día Nacional de la Memoria

A treinta y seis años del golpe militar de 1976.

Este sábado tuvo lugar la sesión especial del Concejo Deliberante para conmemorar el Día Nacional de la memoria por la Verdad y la Justicia de la que participó el intendente, Gustavo Pulti.

El acto fue iniciado por el presidente del Concejo Deliberante, Ariel Ciano, y participaron representantes de los bloques de Acción Marplatense, la Unión Cívica Radical y el Frente para la Victoria, y representantes de organizaciones de Derechos Humanos encabezados por Leda Barreiro de Abuelas de Plaza de Mayo y Angela Barili de Tasca de Madres de Plaza de Mayo-Línea Fundadora.

Tras las palabras del titular del Cuerpo,  y de las representantes de Abuelas y Madres se leyó un documento firmado por los bloques de AM, la UCR y el FpV y otro suscripto por la Comisión Municipal de la Memoria.

En este marco, el jefe comunal sostuvo que “Rafael Sanchez Ferlosio, un escritor español, ha dicho que la ofensa moral queda clavada en la eternidad. La ofensa moral no tiene indemnización posible. El dolor oscuro del alma del humillado, la sensación de  precipicio, de final y de injusticia que atraviesa el alma del avasallado; el desconocimiento, por ejemplo, del amor de una madre caminando en una plaza sola y hostilizada o acompañada y hostilizada, queda clavado en la eternidad y no tiene una indemnización posible”, dijo.

“Esta verdad -que ha dicho este escritor aún vivo que indaga en los temas morales- habitualmente también tiene su contrapartida, una suerte de simetría con el testimonio ético que también queda clavado en la eternidad”, afirmó.

“El débil que presenta con dignidad su palabra; el que arriesga todo lo que tiene, su vida para decir una verdad que no le conviene o que le conviene al conjunto. Esa verdad, ese testimonio ético también queda clavado en la eternidad”, señaló y agregó que “el relato de unas madres que en medio de una situación horrorosa salieron sin calcular riesgos a establecer una palabra digna una denuncia ética es una acción moral va aquedar clavada en la eternidad. Y no sé una acción moral perenne, vigente cuántas vidas salva en el futuro. Cuántos caminos de perdición, de ignominia, de abandono de la dignidad moral pueden ser rescatados con el recuerdo de ese testimonio”.

“Tengo una hija de ocho años y la verdad que no tengo un sol más grande en el mundo, y no sé los relatos de estas experiencias de cuántas cosas la van salvar en el futuro, de cuánta posibilidad de indignidad podrá rescatarla cuando contemos como contamos hoy y sigamos rememorando -en la mesa familiar, en los comentarios de cada día- que unas madres y unas abuelas a las que les arrancaron sus hijos y sus hijas embarazadas salieron sin calcular ningún riesgo y dijeron sus cosas y las hicieron notar y eran pocas y les decían que estaban locas, y eran discriminadas hostilizadas, y siguieron y siguieron y siguieron y un día hicieron emerger notas de justicia en la historia argentina”, indicó.

En la misma línea, afirmó que “este mandato que emerge del testimonio ético nos obliga a decir que la verdadera significación actual de la tragedia del pasado del estado terrorista, del estado criminal, del estado ladrón, avasallante, no pasa sólo por una recordación historiográfica, por tratar de mantenernos con la voz firme ante la emoción que provoca el testimonio de las madres y las abuelas solamente. Sino que pasa por exigirnos que no haya una sola acción del estado actual que avasalle personas, que liquide futuros, que sancione como dice el documento de la Comisión Municipal de la Memoria que suscribo íntegramente”.

“Que no haya niños descalificados, adolescentes perseguidos y discriminados por el solo hecho de haber nacido y crecido en una situación de injusticia y exclusión. Mientras que haya una idea o una propuesta que pueda emerger del estado o los postulantes del estado de hacer higiene con los excluidos, de correrlos, sacarlos, limpiar las calles y no de educar, garantizar salud, vivienda. Mientras haya una sola idea de algún postulante a ocupar lugares del estado o bien la omisión de algunos de los que estamos en el estado que permita eso. Mientras cualquiera de esas cosas ocurra estamos afuera del mandato que emerge de este testimonio ético que ya está clavado en la eternidad”, declaró.

En este orden, explicó que “cuando haya una sola sanción de cualquiera de los representantes del estado: un juez que no administra justicia porque no trabaja lo suficiente, un policía que mata porque tiene revólver, un carcelero que no mira la desgracia a la que condena cuando humilla dentro de la cárcel, con cada chico que camina en patas en la calle estamos afuera del mandato moral, del testimonio ético y eso es el inventario de la deuda que tenemos con este testimonio extraordinario, maravilloso que nos han dado las Madres y las Abuelas de Plaza de Mayo”.

“Hay orgullo en la etapa histórica que atravesamos”

Luego, el intendente apuntó que “este 24 de marzo, treinta y seis años después, hay un cierto orgullo argentino por la etapa histórica que atravesamos que es maravillosa en ese sentido. La decisión política de ir a fondo con los juicios de Derechos Humanos, de ir a fondo en la búsqueda de verdad, justicia y memoria y hay un cierto orgullo también en que haya elegido Argentina como su casa para venir en un momento determinado el juez Baltasar Garzón”.

“Pero también hay unas amenazas en este mundo de comunicación globalizada. Fíjense y reflexionemos cómo se resolvió en París una crisis hace 48 horas. Ciertamente había una conducta criminal punible e inaceptable en este chico que empezó a disparar y mató niños y grandes. Pero fijémonos cuál fue la solución. Fue un tiro en la cabeza y la verdad es que los suburbios de París están llenos de excluidos y de sancionados. Si el resultado va a ser que los estados van a producir higiene con los excluidos, vamos a tener que esperar muchos más tiros en la cabeza y, por supuesto, mucho más resentimiento, venganza y mucho más estado policial y no es por el camino del estado policial donde nosotros pensamos que vamos a responder a ese testimonio ético”, aclaró.

“En la Argentina reivindicamos, reconocemos, apoyamos, nos comprometemos y defendemos la idea que lleva adelante nuestro gobierno nacional y nuestra presidenta de no criminalizar la pobreza y entender que la exclusión es el inventario de una deuda. No es el derecho a facilitar un pedido de higiene social. El que no tuvo vivienda, al que todavía no le llega la posibilidad de incorporarse a la mesa del trabajo y de la justicia social lo que está denunciando es una deuda de la generación presente y de ninguna manera una alternativa de higiene social”, manifestó.

Por último, ratificó su “gratitud humana, política -en nombre también de mi hija- porque siento que el testimonio que han dado las Madres y las Abuelas va a salvar vidas, generaciones y sociedades porque es un testimonio tan nítido entre elegir la dignidad o la indignidad que no tiene otra misión de acá para el futuro que una misión de rescate perenne y permanente”.

Un comentario

  1. Dudo de la fe de los conversos.El actual intendente era del MID en el 83 no hablaba de juicio y castigo y su partido termino en lo peor de la derecha nacionalista antidemocrática .luego milito con Rousack intendente de la dictadura .Nunca lo vimos en militando por la causa de los derechos humanos y por la lucha por la verdad y la justicia.Celebro que hoy tal vez entienda la importancia fundamental de la lucha por la verdad la justicia y la memoria,pero me cuesta creer en sus gestos y palabras.Ojala me equivoque .

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*