Política

Pinamar al rojo vivo: el P.J. contra el alfil de Scioli

El Concejo Deliberante de Pinamar sancionó este lunes la creación de una Comisión Investigadora sobre el intendente Blas Altieri luego del escándalo suscitado por el otorgamiento irregular de viviendas sociales y los incidentes ocurridos el Día de los Caídos en Malvinas con el móvil de CQC.

La iniciativa, consensuada entre todos los concejales de la oposición, contó con ocho votos positivos contra dos negativos que corresponden al vecinalismo. El proyecto fue impulsado en base a diversas anomalías como la “adjudicación irregular de viviendas sociales, la no contestación de pedidos de informes y la realización de obras públicas que no fueron aprobadas por el Concejo”.
Según señaló a NOVA el concejal Alfredo Baldini (PJ), “empezaremos a trabajar a partir de este martes. La comisión se conformó por decreto y, tal como establece la ley orgánica, tendremos 30 días para analizar los temas”.
Respecto del escándalo por las viviendas, Baldini aclaró que la comisión buscará el “expediente de obra, porque queremos ver la vinculación de esta fundación al municipio”.
Hace dos semanas, el Instituto de la Vivienda de la Provincia dispuso el desalojo de las hijas de Altieri -Elena María y María Constanza- y otros funcionarios comunales de alto rango de viviendas sociales del complejo ubicado en el cruce de Palometas y Valle Fértil, por considerar que deben estar destinadas a habitantes de bajos recursos.

Esa denuncia había sido formulada tiempo atrás por el programa CQC.
Pero la Comisión Investigadora también apunta a diez pedidos de informe “que nunca se contestaron” y diversos “incumplimientos de ordenanza”, según detalló Baldini. El concejal analizó que “hay una actitud manifiesta del intendente de gobernar sin el Concejo Deliberante”.

Baldini, que hasta diciembre pasado se desempeñó como presidente del cuerpo, explicó que la iniciativa, que incluso contó con los votos del bloque de la UCR, “fue discutida entre todos”, aunque aclaró que “la agresión a CQC fue uno de los detonantes, junto con las denuncias por las viviendas”.
El edil recordó que luego de los hechos de violencia en el acto del 2 de abril “hubo una manifestación de vecinos autoconvocados, que hicieron un bocinazo”. Además, este mismo lunes se concentraron 500 personas frente al municipio para pedir la renuncia de Altieri.
Por otro lado, según pudo saber este portal de fuentes del peronismo pinamarense, en la tarde de este mismo lunes las autoridades municipales le habrían pedido al titular del IPS local, Jorge Liberanome, que abandonara el cargo luego de verse involucrado en la agresión al móvil de CQC.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*