Básquet, Deportes

Peñarol nuevo campeón del Súper 8

Peñarol-plantel-515x300

Tenía que cerrar el año con un título. Y cumplió con lo que demanda la  historia. El único representante deportivo, de fuste, con el que cuenta la ciudad aportó jerarquía, corazón y buen juego por momentos, y a la postre utilizó a nuestro medio como plataforma para vanagloriarse no solo a nivel local sino internacional. Esta vez el rival de la final fue Quimsa, que con un ajustado 82 a 76, dejó bien en claro que no fue para nada fácil.

Asimismo sumó otro mimo para un jugador que la liga va a extrañar. Facundo Campazzo, fue elegido como el jugador más valioso del Súper 8 mendocino. Que por cuarta vez quedó en mano del “Milrayitas”. ¡Salud Campeón!

Los marplatenses sacaron ventaja desde el arranque con las clásicas corridas en contraataque de su base Facundo Campazzo. Pero luego de tres perdidas consecutivas, Quimsa lo emparejó, y con buenas decisiones en ofensiva más un buen cerrojo defensivo se metió definitivamente en el juego.

Solo Boccia puso la cara por los marplatenses que se debatieron en un duelo desde es perímetro, especialidad de la casa para los orientados por Rivero.

Axel Weigand, uno de los guerreros que desde el banco siempre aporta su generosidad para con el equipo, al igual que Jonatan Treise en los de Santiago del Estero. Ambos tuvieron un rendimiento importantes sobre todo el base.

Los santiagueños Vega y Phillips, acompañaron a Treise para por momentos pasar arriba en el marcador. Por su parte los lanzamientos de larga distancia llegaron con de la mano de Leo Gutiérrez que de a poco calentaba motores y borraba la regular jornada de ayer frente a Regatas.

“La Peña” desde la vía del triple se anotó con el boricua Sosa más el aporte de Gutiérrez que llevaron a los marplatenses al vestuario por 8 puntos de diferencia.

Desde el inicio del tercer segmento todo continuó parejo pero con dos nombres que sobresalieron. Phillips por Quimsa y Leiva por Peñarol. Pero los orientados por “Tulo” Rivero cuando no, usufructuaron el tiro exterior con Gutiérrez y hasta Leiva, anotándose en ese rubro, sacaron 13 de luz de cara al final y al último cuarto del año.

Ni bien comenzó el segmento, el bueno de Vega se cargó de faltas y tuvo que dejar el rectángulo. Pero Peñarol tardó cuatro minutos en convertir sus primero puntos. Ayudado por las pérdidas de los dirigidos por Fabio Demti que no aprovecharon la carencia de los marplatenses.

Sin embargo la puntería del ex Boca Matías Sandes, devolvió al juego a los de Santiago que de a poco limaron la diferencia a casi cuatro minutos del final.

Los “Milrayitas” se apoyaron en la figura de Leiva, de lo mejor del partido, y supieron distribuir el goleo y sobre todo de apaciguar el ritmo que quisieron imponer los jugadores de Quimsa.

En el final, dos buenos ataques posicionados por parte de Sandes acercaron peligrosamente a los santiagueños a solo 5 puntos de luz.

Pero no alcanzó ya que dos defensas, le otorgaron no solo el encuentro, sino un nuevo Súper 8, el cuarto para los marplatenses que terminaron un año en excelente nivel y en la lucha por la liga doméstica.

Récords para ilusionarse:

*Desde la vuelta de Campazzo el elenco no perdió más. Tomando en cuenta la liga doméstica como en el Súper 8.

*Una racha impresionante de 14 triunfos consecutivos que no solo lo posiciona a menos de un punto del primero. Sino que es el único equipo en la segunda fase de la liga que continua invicto.

*Entre las victorias más resonantes dos las logró frente al último monarca del Súper 8 y de la Liga Nacional, Regatas Corrientes. Los conducidos por Paolo Quinteros solo perdieron 2 partidos en la temporada. Ambos con el “Milrayitas”.

*Logró el cuarto Súper 8. Está vez con Fernando Rivero como coach.

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*