Ciudad, Información General

Obreros Navales en alerta

Honda preocupación existe entre los obreros navales por noticias que llegan desde el otro lado del océano. La información publicada en medios de Vigo establece que un grupo de armadoras en terceros países iniciaron el proceso para renovar su flota pesquera.

Medios españoles indicaron que buques pesqueros locales habían recibido subsidios para modernizarse y al poco tiempo, otros para el desguace. Entre los trabajadores navales existe el temor de que en vez de desguazarlos, sean traídos a terceros países como Argentina.

Walter Castro, secretario Gremial del Sindicato Argentino de Obreros Navales (SAON), advirtió que la maniobra genera serios perjuicios tanto para la actividad naval en nuestro país como para la sustentabilidad de los recursos pesqueros que se capturan en nuestro caladero.

“La Asociación de Empresas Comunitarias en Sociedades Mixtas (Acemix) y la Asociación Cluster del Naval Gallego (Aclunaga) han decidido impulsar el proyecto inicial para renovar flota que operan en Malvinas, Namibia y Senegal”, subrayó el dirigente sindical.

“Por otro lado, nos enteramos que la Unión Europea ha subsidiado entre 1994 y 2006 a armadores pesqueros para modernizar sus barcos y al poco tiempo, para desmantelarnos. Han invertido, según datos propios de la Comunidad, unos 15 millones de euros en modernizar su flota y otros 150 millones en desguazar los mismos buques. Unos 326 barcos son españoles y buena parte gallegos”, señala el dirigente, quien expuso estos temores en la reciente EINaval, que se realizó en Mar del Plata.

“Si España declara obsoletos a 320 buques fabricados en el año 2000 y los manda a operar muy bien subsidiados al Atlántico Sur, sin dudas nosotros no vamos a construir nada”, advirtió Castro.

En ese sentido solicitó la intervención de las autoridades para frenar la maniobra.  “Si no se ponen barreras, viviremos una situación similar a la década del ´90, cuando ingresaron al caladero nacional buques “obsoletos” pero que produjeron un daño incalculable sobre los recursos nacionales”, aseveró Castro.

La nómina de buques que ingresaron bajo esa modalidad es amplísima y hoy en día siguen pescando con la asignación de importantes porciones de cuotas individuales transferibles de las principales especies pesqueras.

“A los trabajadores, junto a los propietarios de astilleros y talleres se nos empaña el futuro al barajar la posibilidad de revivir la década del noventa, cuando sólo construyeron 2.000 metros lineales de eslora contra los 14.250 importados”, detalló el dirigente sindical.

Castro tiene temor que a que se repita la historia. “Es que los grandes empresarios pesqueros son gallegos encubiertos, las que no son empresas mixtas, los productos directamente descargan en Vigo. La relación es muy estrecha y la legislación los ampara, pero ahora no queremos que repitan la maniobra que aplicaron durante el menemismo”, consideró.

El primer prototipo para Malvinas

Según anticipo la prensa gallega, el primer prototipo en estar definido, de la reconversión de las armadoras en terceros países, es el de Malvinas. Se trata de un buque factoría de mayor eslora y capacidad de pesca que los actualmente existentes. Cada una de estas unidades costará unos 24 millones de euros, mientras que los que se destinarán a otros caladeros su precio no se ha establecido todavía”.

“Quiero ver qué dicen ahora los concejales de Mar del Plata que se opusieron a que buques chinos lleguen a descargar a nuestro puerto y escracharon a un buque noruego, de apoyo para la exploración petrolera, que recaló en nuestro puerto tiempo atrás”, se preguntó el Secretario Gremial del sindicato. “Las Malvinas son nuestras y acá están diciendo que aumentaran el esfuerzo pesquero de manera implícita, sin saber si la situación biológica de los recursos lo permite”.

Para prevenir y alertar sobre esta situación a las autoridades nacionales, el SAON envió una carta documento a la Presidente de la Nación, la Cancillería, la Embajada de España en Argentina, la Subsecretaría de Pesca y el Consejo Federal Pesquero.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*