Arte y Cultura, Cine, Música

Música en el cine y cine con música

Buscando nuevas experiencias en la fusión del cine y la música, el sitio web especializado en cine FANCINEMA presenta una nueva Noche de música mañana a las 21:30 en La bodega del Teatro Auditórium (Boulevard Marítimo 2280). En este caso será con la proyección del clásico de 1923 El hombre mosca, con Harold Lloyd, más la música en vivo de la agrupación ICM (Improvisación Colectiva en Mar del Plata).

Esta actividad tiene la particularidad de que los músicos, en vivo, construyen una banda sonora para el film, inspirándose en las imágenes que proyecta la película. Así, los espectadores podrán presenciar una doble experiencia: por un lado recuperar un clásico del cine mudo, mientras puede apreciar el trabajo de laboratorio de los músicos sobre el escenario: el ensamble formará con Marcos Basso en guitarra y piano, Martín de Lassaletta en contrabajo y percusión, y Nicolas Pasetti en contrabajo.

El hombre mosca está dirigida por Fred C. Newmeyer y Sam Taylor, aunque lo destacado es el protagónico de Harold Lloyd. El comediante, un grande de esa etapa del cine norteamericano, quedó tal vez  tapado tras las figuras de Charles Chaplin y Buster Keaton, pero con el tiempo han ido destacándose algunos rasgos de su obra.

Lloyd es un hijo pródigo del cine mudo, alguien que utilizaba su cuerpo como un elemento más de la puesta en escena. El hombre mosca ha sobrevivido como su gran obra maestra, una película que ha generado algunas imágenes iconográficas del cine, como por ejemplo aquella donde el actor queda colgado de las agujas de un reloj gigante.

Recuperar este clásico es algo invalorable, pero el plus lo dará la experiencia de ver al grupo ICM ejecutando una banda sonora especialmente compuesta para la película. La formación que conduce Nicolás Pasetti se ha instalado desde hace un tiempo en la ciudad como una agrupación en pleno movimiento, generando eventos e invitando a su ciclo habitual del Bar Rondó a grandes figuras del jazz nacional.

Presentada como una asociación civil, ICM aparece como resultado de un importante incremento en la escena jazzística y de música improvisada en Mar del Plata. Ante ese crecimiento, se propone la creación de la asociación para continuar con la expansión de la escena musical de una manera más efectiva y organizada. La musicalización de El hombre mosca es un paso más en este camino.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*