Política

Mar del Plata perdió el liderazgo en el espectáculo de la temporada alta

laserna1-426x268

Deslucidas marquesinas, fuertes esfuerzos de empresarios privados, que apuestan a Mar del Plata durante todo el año, otros productores que asociados ponen en escena obras significativas, y continúan otorgándole crédito a la ciudad balnearia por excelencia del país, esta vez todo resultó insuficiente.

Será otra de las cuantiosas deudas que dejará el gobierno de Pulti. Villa Carlos Paz ha superado sin dudas a Mar del Plata, en un rubro en el que hace sólo cinco años, la ciudad cordobesa no podía competir ni en infraestructura. Según Santiago Del Moro y Jorge Rial, dos especialistas en el tema, Carlos Paz ha logrado desplazar a Mar del Plata como la capital del espectáculo en verano.

Pero para quienes seguimos de cerca este tipo de avatares, no nos sorprende, es más era muy probable que sucediera. Ya ni las entradas más baratas ni el intento de captar a los marplatenses con el 25 % de descuento, pudieron torcer el rumbo. Los turistas encima se sintieron discriminados y con gran parte de  razón, “somos nosotros los que venimos a dejar la plata acá” dijeron enojados, en relación e ese beneficio que capitalizó políticamente el intendente.  Hay una explicación los turistas no votan en Mar del Plata, no figuran en los padrones de General Pueyrredon.

De todas maneras fueron pocos los marplatenses que se adhirieron a la iniciativa, pese al vano esfuerzo de presentarlo como un éxito que realizó Leandro Laserna, otro desteñido secretario de Cultura, que intentó armar algo con repercusión popular pero que estuvo muy lejos de lograr.

Con funciones que se levantan, otras con asistencia mínima de espectadores y quienes no ven la hora que llegue el último día para irse, se revela el real motivo de esta debacle, que muchos prefirieron evitar difundir. Razones comerciales e intereses económicos, que vincula a todos los actores de esta problemática con el multimedios La Capital, que además fija un precio monopólico (que todos pagan) como si fuera Clarín, cuando ni siquiera es el diario más vendido en Mar del Plata, aún con la extinción de El Atlántico.

¿Cuál es la relación? La extorsión propia de la falta de  competencia,  que se ejerce cuando se ostenta desde un poder dominante.

Sería bueno que los K de nuestra ciudad, hubieran salvado el único medio que quedaba en papel y no lo entregaran como lo hicieron. Quedó demostrado que el kirchnerismo marplatense no existe por Balcarce 50. ¿Cómo explican la ley de medios cuando el monopolio se sigue expandiendo?

“A Mar del Plata (porque me encanta) vengo a pasear a trabajar nunca más, acá te fundís en el verano” el capocómico Jorge Corona se lo comentó a varios amigos hace dos años en la Jockey Club, como siempre dice un chiste tras otro, no le creyeron. Pero en la actualidad es la única verdad.

Vamos a referirnos a Enrique Pinti: “No la gente no protesta, directamente no viene al teatro y listo”. Rial, Del Moro, Corona, Pinti, etc. son sólo algunos de los testimonios de este crónica con final anunciado, pero que no llegó a su fin, lamentablemente para los marplatenses, porque son puestos de trabajo que se pierden y no se recuperarán por lo menos en lo inmediato, tampoco en la próxima temporada, donde se reducirá sensiblemente la oferta, ante el fracaso de esta temporada medida punta a punta.

“La temporada es mala como la del año pasado”, dijo a mdphoy.com , la administradora del Complejo Melany, pero este año “Todas las obras están debajo de lo previsto, mientras que el año pasado, hubo algunas que funcionaron bien”, agregó confirmando que hubo exceso de oferta, pero fundamentalmente turistas que debieron medir muy bien sus gastos.

Como el intendente Pulti vive en el “Mundo de Cristina”, no hablará del tema, como no habla de inseguridad, inflación, desocupación. Ya hundieron la pesca, la construcción, el mercado inmobiliario y ahora le ponen la lápida a uno de los orgullos de Mar del Plata, la temporada teatral. Muchas exitosas obras se estrenaban aquí en verano y luego subían en Capital Federal.

Villa Carlos Paz vendió las entradas más caras, agregó salas, acondicionó teatros y ofreció un escenario más amable, menos agresivo, más conciliador, más ameno, más grato y mucha chispa cordobesa tan festejada siempre. Progresivamente, año tras año, estuvo trabajando para lograrlo y así lo hizo. Y tuvieron que pelarse el lomo para desplazar a Mar del Plata, hoy la villa serrana que organiza carrera de burros, dejó atrás hasta el palo enjabonado de la inaccesible Fiesta Nacional de los Pescadores, con precios que nada tienen que ver con el modelo nacional y popular, ahí el peaje es demasiado caro, para llegar a La Banquina, desde los tiempos del hoy presidente de OSSE.

 

6 Comentarios

  1. El problema no es Pulti ni siquiera Mar del Plata, el tema es la falta de guíta, esta situación ratifica la enorme pérdida de poder adquisitivo de la clase trabajadora que fue y es la que siempre vacaciono acá. Comparar Mardel con ese pueblito que es la vílla dónde agata entran 20 espectáculos y encima tomar como referentes a Rial o a Del Moro, solo demuestra mucha mala leche. Cuando se vayan todos estos ineptos corruptos y el laburante vuelva a tener su manguito veremos lo que es realmente está hermosa ciudad.

  2. Gracias Eduardo por comentar.

  3. Tiene razon eduardo ,pero la verdad es que Mardel esta contaminado de scioli y varios peronchos de otras razas que la usan para la foto de verano -Mardel es un lugar para hacer marketin politico y los artistas se venden a esa joda.Pulti no tiene programa de gestion cultural ni turistica.La gente se larga por ruta 2 y llega ,cada vez menos,a mardel por caida natural. Aca te esperan con los brazoz abiertos una manga de inescrupulosos ymediocres y todos los años se repite la misma y mediocre historia.De una mentalidad como la de Pultin y Aldrey no podemos esperar nada nuevo y serio.Queremos cambiar?

  4. Gracias por el comentario como siempre.

  5. ¿Hundieron la construcción, dice la nota? ¡Si se está construyendo mas que nunca!

  6. Grcias Manuel por comentar.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*