Ciudad, Información General

Impulsan multas más duras

Si bien existen sanciones para los conductores que no respetan cualquier norma de tránsito, las modificaciones que busca introducir el concejal Monti, a través de este proyecto de ordenanza, atañen a todos los que estacionan sin respetar las rampas de acceso en las esquinas. No sólo se les aplicará una multa cuyo importe es incrementado considerablemente,  sino que, además serán obligados a asistir a un curso de Sensibilización sobre el derecho a la Accesibilidad Universal, que dicta la oficina municipal de la Igualdad y Prevención de la Discriminación.

“Ante la necesidad de crear mecanismos que transformen a Mar del Plata en una ciudad para todos, se propone además  la creación de una partida específica presupuestaria con lo recaudado por estas multas, para construir más rampas de acceso en las esquinas de la ciudad”, explicó el presidente del bloque de Acción Marplatense, autor del proyecto.

Sostuvo, además, que “estas medidas que endurecen las sanciones tienden a concientizar a la población sobre el respeto de los derechos de las personas a transitar libremente y en igualdad de condiciones, en una ciudad que debe ser para todos”.

El concejal oficialista declaró que “debemos aprender a conducirnos en la calle y a tener en cuenta las normas a cumplir, ya que si no lo hacemos, un sector de la comunidad tiene sus necesidades  no satisfechas y se  comete una injusticia, por eso la necesidad de hacer hincapié en esta cuestión que plantea la ordenanza, como algo que será mejor para todos.”

Otro aspecto que destacó Monti fue la necesidad de continuar construyendo rampas en el partido de General Pueyrredón, “como lo ha venido haciendo la gestión del intendente Pulti, desde su inicio buscando una ciudad sin barreras arquitectónicas”. Y agregó que “no debemos perder de vista el concepto de accesibilidad, que pareciera que fuera aplicable solo a los derechos de las personas discapacitadas, cuando en realidad debemos legislar para una mejor accesibilidad de todos los marplatenses, niños, embrazadas y adultos”.

“La adecuación de los espacios públicos  a los estándares internacionales de accesibilidad es un compromiso de esta gestión de Acción Marplatense y en congruencia con esta decisión política, es que este proyecto sigue legislando en  pos de una mejor calidad de vida de todos aquellos que, por una cuestión o por otra, siempre han sido postergados”, dijo el concejal Monti.

Cabe destacar que, el año pasado, Monti propuso que todos los comercios que cumplen con los requisitos de accesibilidad y tienen sus instalaciones adaptadas para personas con movilidad reducida, obtengan una calcomanía con la leyenda “Comercio Accesible”, para ser colocada en la puerta de ingreso al local como garantía de que es un lugar de acceso sin barreras. Además, pensando en la incomodidad a la que son sometidas las personas con distintas discapacidades cuando llegan a una estación de servicio de GNC y deben descender del vehículo por cuestiones de seguridad,  planteó la obligatoriedad de que dichos comercios cuenten con una silla de ruedas para ofrecer a los clientes.

Monti concluyó que “nuestra tarea política se basa en la generación de mecanismos de igualdad para todos los habitantes de nuestra ciudad. La accesibilidad debe ser un sinónimo de esa igualdad; ese es el compromiso con el que trabajamos en una ciudad para todos”.

Los comentarios están cerrados.