Policiales

Dos delincuentes asaltaron una casa de sanitarios; hirieron salvajemente a uno de los empleados

por-venir.com.ar_588959_812014_nuevo-1

Cuando hablamos de incontrolable no nos equivocamos. La inseguridad es la vedette desde hace un tiempo y por ahora no tiene solución alguna.

Se implementan sistemas. Agregan efectivos. Sobrevuelan helicópteros. Pero no alcanza. Y los resultados son evidentes. Es claro que la batalla se pierde por más que algunos intenten hacer campaña con frases grandilocuentes que no son compatibles con la realidad.

Un nuevo asalto. Un nuevo herido. Un nuevo hecho de inseguridad que no solo asusta sino desalienta inclusive a los damnificados.

El lugar elegido por dos malvivientes fue el comercio “Castelli Sanitarios” ubicado en la calle Castelli al 3400. Allí en horas de la tarde dos sujetos a cara descubierta redujeron al propietario y su empleado, secuestrando la recaudación y las pertenencias de ambos.

Los hampones maltrataron duramente al empleado del comercio provocándole heridas de consideración por no encontrar el dinero con el que ellos pensaban alzarse. De esta manera el joven herido fue trasladado al HIGA para recibir las curaciones pertinentes.

El propietario del negocio Carlos Valcarce brindó detalles sobre lo ocurrido y manifestó: “Estábamos trabajando normalmente aparecieron dos individuos en una moto, entraron, sacaron un arma nos redujeron a los dos que trabajamos acá, nos sacaron lo que teníamos en la caja que no era mucho y más con esta época que estamos viviendo”.

Muy consternado por la violencia generada por los delincuentes Valcarce afirmó que “A mi no me hicieron nada pero a mi compañero lo golpearon brutalmente con mucha saña, mucha violencia, le pegaron con el arma, le pusieron el arma en la boca, en la cabeza, le apuntaron como para matarlo. Nos dijeron que sino le dábamos más plata nos mataban a los dos y nos sacaron nuestras pertenencias desde celulares a papeles”.

El dueño del comercio se mostró abatido por lo sucedido y con mucha tristeza señaló: “Llamamos al 911 apenas se fueron. Tardaron en contestar el teléfono. Un cliente casualmente en el momento que nos estaban robando vio todo y fue a llamar también al mismo servicio y le daba ocupado. La verdad que indigna el sistema lo malo que es. Llamas al 911 y no sirve. Además hice lo propio con una ambulancia y nunca vino la verdad que no se que hacer, es la primera vez que nos pasa, pero con la violencia que vivimos ayer no dan ganas de seguir trabajando”.

            

 

 

4 Comentarios

  1. A esos chorros cuando se los encuentra HAY QUE MATARLOS DE UN TIRO EN MEDIO DE LOS OJOS !!!!!!! Por turros, no sirven para nada……

  2. Gracias Marcelo por el comentario.

  3. Marcelo , te quedaste corto el plomo solo no alcanza , hay que hacerlos jabon a estos reverendos hdp!!!!

  4. Gracias Mauricio por comentar.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*