Ciudad

Denuncian precarización laboral en el Canal 10

A través de una carta enviada a los medios, un trabajador de la parte técnica del Canal 10 denuncia la situación de “precariedad” en la que se desarrollan las tareas en dicha emisora y además los manejos poco claros por parte de la empresa. Asegura que fue echado por “defender los derechos de mis compañeros”.

Cristian Emilio Serio trabaja en la emisora desde 2003, lugar donde también estuvieron su abuelo y su padre. En la carta habla de la desilusión que sufrió tras varias situaciones vividas “convirtiendo aquello que había imaginado como un gran trabajo, en un continuo proceso de degradación personal”.

“En lo que a mí refiere y a gran parte del personal, entre los años 2004 y 2006, nosotros no percibíamos el dinero correspondiente a las horas extras que trabajábamos. Algunos, como en mi caso, pasábamos hasta 9 o 10 horas por día en el canal. Además, los trabajadores estábamos mal categorizados y por consiguiente cobrábamos un sueldo muy por debajo al correspondiente”, comenta en la carta. Esto motivó el primer paro de actividades en la historia de Canal 10, por mediados de 2006.

Si bien lograron una mejora en sus sueldos, Serio asegura que “la empresa me recordó en cada momento que pudo mi participación como delegado de los trabajadores y firmante del acuerdo convenido con posterioridad a la medida de fuerza”. Denuncia que a partir de ahí “comenzaron situaciones de hostigamiento, las persecuciones aplicadas para ejemplificar, el borrado de mis archivos personales, el retiro de las horas extras”.

Todo esto hasta que el pasado 20 de octubre, el trabajador recibió una carta documento con el despido. Dice que esto viene a colación del reclamo de la construcción de una salida de emergencia, “solicitud en la que me vi obligado moralmente a peticionar (tanto yo como mi compañero Pablo Scaglia), ante la grave situación en las condiciones de seguridad en la cual trabajábamos durante meses, con media sombra en los techos de los controles y filtraciones de agua sobre los equipos técnicos”.

Si bien se pidió una del Ministerio de Trabajo, “los gerentes nos pidieron que siguiéramos trabajando sin más, demostrando que no les importó (ni les importa) en lo más mínimo el riesgo que ello implicaba para la vida y la salud de los trabajadores de su empresa”, señala la carta.

“Entonces es por defender las condiciones de seguridad de los trabadores de Canal 10 de Mar del Plata que la empresa me despide”, manifiesta Serio a la vez que concluye: “espero sinceramente que el día de mañana no tengamos que lamentar una tragedia que podría haber sido evitada”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*