Deportes, Rugby

Cardenales impuso su chapa de candidato y derrotó a San Ignacio

583921_201403230054100000001

Tener unos de los packs de forwards más poderosos del norte del país no implica la obligatoriedad de su uso. Al menos, no como arma principal. Puede suceder que en ocasiones, cuando el rival lo permite, el avance a degüello quede postergado por una propuesta diferente, como es la de ganar metros con pelota al vuelo. Así lo hizo Cardenales, que en su debut en el Torneo del Interior A barrió a San Ignacio sin necesidad de recurrir a la contundencia de su delantera para fabricarse los espacios. Los encontró desplegando el juego a lo largo de la cancha, con movimientos veloces, precisos y punzantes, que le valieron el indiscutible 59-10 final.

Sabiéndose en falta por no haber clasificado al Nacional de Clubes cuando su condición de campeón del NOA así lo exigía, Cardenales entró con la firme convicción de remediar esa promesa incumplida. En apenas 22 minutos, ya había llegado tres veces al ingoal y sacado una distancia de 24 puntos.

Incapaz de cortar la circulación del juego “purpurado”, el conjunto marplantense dejó de regalarle el óvalo al anfitrión con kicks sin destino e intentó jugar, pero los nervios de todo debut en una cancha difícil lo llenaron de knockones. Y uno sabe que en un scrum contra Cardenales conviene no hacerse muchas ilusiones.

Curiosamente, lo que no pudo San Ignacio en conjunto, lo consiguieron dos acciones individuales. El 9 marplantense, Fernando Álvarez, pescó una guinda ajena y agarró a toda la defensa a contrapierna. Luego, Rafael Riego se mandó solo desde mitad de cancha y vaya a uno a saber cómo, pero llegó al fondo. Conclusión: dos desconcentraciones, dos tries en contra para “Nales”.

De todos modos, el efecto fue meramente decorativo. En el complemento, la visita logró contener los embates hasta cierto punto, pero daba la sensación de que el cántaro se rompería en algún momento.

Se rompió en los últimos 20 minutos, cuando los de Barrio Sarmiento pisaron el pedal una vez más y llevaron la cuenta de tries a ocho. Juan Pablo Rodríguez continuó la efectividad de Germán Núñez en las ejecuciones a los palos (embocaron todas) y cerró la presentación en un torneo en el que el campeón testeará cómo le sienta su renovado sistema de juego.

La Gaceta de Tucumán

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*