Ciudad, Información General

Cajeros automáticos del Banco Provincia en la ruina

Ya ingresar a través de la tarjeta magnética es un suplicio en mucho de ellos. La impresión es que el sistema ha llegado al límite de su vida útil, o no tiene el mantenimiento adecuado. Luego donde hay tres funcionan dos, donde hay dos funciona uno, y donde hay uno no funciona.

Pero no se agotan allí los inconvenientes. En más de una ocasión la leyenda en el visor indica que no hay dinero, o de lo contrario que sólo emite billetes de $ 100.- o cantidad múltiplo de ese valor.

Se formaron largas colas con las llegadas de turistas, y en la casa central de Peatonal y Córdoba, podía observar colas de hasta 50 personas esperando turno, bajo el riguroso viento frío del lugar. Las quejas de los usuarios se hacían sentir y la tenían como destinatario al gobernador Daniel Scioli y a Karina Rabollini, ésta presidenta de la fundación del Banco de la Provincia.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*