Política

Boudou analiza el terreno para un eventual pedido de licencia como vicepresidente

0011269296

El tiempo pasa y la situación dentro del oficialismo pasa de una complicación coyuntural a un momento de extrema complejidad, con un solo nombre propio: Amado. Según confirmó Infobae, en las últimas horas, en el Senado de la Nación, se realizaron diversos llamados cruzados desde el Ejecutivo Nacional y desde el entorno del vicepresidente, intentando tejer un colchón para amortiguar el golpe de eventual pedido de licencia. Los rumores crecieron la última semana, luego de que el Frente para la Victoria pactara con la oposición la ausencia de Boudou en el recinto de la Cámara Alta y así destrabar la aprobación de un proyecto enviado por el Poder Ejecutivo. Desde ese momento, la visión sobre la continuidad del vicepresidente cambió en forma radical, luego de que la participación de Boudou en los actos por el Día de la Independencia que se celebraron en Tucumán, sirviera como un paliativo a su situación política.

Estos últimos movimientos en el Senado coinciden con una línea interna del Gobierno Nacional, que en los últimos días ha dejado mostrar su pensamiento. “Ya no podemos hipotecar el futuro del proyecto, que de por sí ya es difícil, con tal de perseguir el capricho de seguir sosteniendo a Amado”, explicó a Infobae un importante senador del Frente para la Victoria. Ya no son pocos los funcionarios que se animan a mostrar la incomodidad de convivir con la situación de Boudou en un mismo espacio. “¿Cómo vamos a arrancar la campaña electoral? Debemos darnos cuenta que mantener esta situación como si nada ocurriera ya nos está perjudicando mucho más que el escenario propio de Boudou procesado”, agregó el senador que fue mucho más tajante. “Yo no quiero ser cómplice de nadie ni de nada”, sentenció.

Aunque Boudou estuvo a cargo del Poder Ejecutivo cuando la Presidente viajó a Brasil, fuentes gubernamentales sostienen que el pedido de licencia no puede demorarse. Si bien creen que debe concretarse cuanto antes, agregaron que hay condiciones para aguantar hasta finales de octubre. “La idea es realizarlo de la forma más institucional posible y de forma ordenada para evitar regalarle un victoria fácil a la oposición”, agregó un pingüino con llegada a la mesa chica de la Quinta de Olivos. En la Casa Rosada se desató una interna como pocos temas generaron en el día a día del kirchnerismo. El secretario de Legal y Técnica de la Nación, Carlos Zannini y el jefe de Gabinete, Jorge Capitanich, sostienen que Boudou debe ejecutar su pedido de licencia pero chocan contra dos opiniones aún más fuertes: la de la Presidenta, y la de su hijo, Máximo Kirchner, que si bien nunca tuvo una buena relación con el vicepresidente, cree que es el chivo expiatorio de una causa armada para perjudicar la memoria de su padre.

Hasta hoy, el bloque del Frente para la Victoria no consideró tratar los distintos pedidos de licencia que ya presentó la oposición pero ante el miedo de un posible congelamiento de la Cámara Alta, las miradas son distintas. El jefe de bloque del FPV, Miguel Angel Pichetto, ya no oculta el cansancio de ser el resorte ante los embates de la oposición y tener que ser el “tapa agujeros” del Boudou gate. Pichetto también recomendó el pedido de licencia. En el entorno de Boudou negaron en forma categórica cualquier posibilidad de un pedido de licencia pero los movimientos de las últimas horas indican otra cosa. “Va aguantar hasta donde pueda”, sostuvieron.

La posibilidad de la licencia crece por dos motivos fundamentales: de hacerlo, Boduou no perdería sus fueros y por último, tanto Florencio Randazzo como Daniel Scioli, los principales candidatos presidenciales del kirchnerismo, ya elevaron sus reclamos sobre las complicaciones que genera la situación procesal de Boudou en una campaña presidencial. Se viene el 2015, el peronismo se acomoda, las lealtades se relajan y los futuros se complejizan: bienvenidos a la tierra donde manda el más poderoso o el que tiene mejor cintura. Todo depende. El secreto es saber irse a tiempo.

Infobae

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*