Ciudad, Política

¿Para qué llevó Pulti su gabinete a Rosario?

En realidad 1.500 días después, lo único que hizo Pulti es vivir parasitariamente de los fondos del modelo kirchnerista. No se observa que haya habido un derroche de planes o ideas aplicadas a una descalabrada y desfinanciada gestión marplatense. En materia de transporte nada, de tránsito tampoco, de estacionamiento ni jota, de seguridad ni hablar, la política de personal es inexistente, la construcción y los permisos se le fueron de las manos y están paralizadas, los recursos de mantenimiento de servicios públicos han sido dilapidados. Si no le abrían la caja del tesoro nacional, en una abierta maniobra de cooptación política a la cual se sodomizó, habría más dificultades.

Una demostración bien palpable es cómo se implementa la tarjeta de aproximación de uso múltiple en Rosario que sirve para pagar taxis y estacionamiento medido. Pero es en vano, cuando aún hay limitaciones para copiarse, o lo que es peor copiarse mal.

Y a las pruebas hay que remitirse según esta publicación del diario La Capital de Rosario, que anuncia cómo se pone en marcha un sistema ideal para una ciudad turística como Mar del Plata.

Dice el diario de Rosario:

“A fin de mes saldrán a la venta 150 mil tarjetas inteligentes o “sin contacto” con las cuales se podrá pagar el boleto del transporte urbano de pasajeros. Se trata de plásticos recargables que más adelante permitirán abonar también otros servicios como taxis, remises, estacionamiento medido e incluso hacer compras en locales adheridos”.

“Este mes se comenzó a probar la tarjeta inteligente para el sistema urbano de pasajeros. El 70 por ciento de la flota de colectivos ya cuenta con las máquinas instaladas, que son las mismas que se están utilizando para abonar con monedas el boleto ocasional. Y en breve arrancará la implementación de los equipos de recarga, que seguramente serán colocados en los lugares donde ahora se venden las tarjetas magnéticas”.

“Nueva. A fines del año pasado la Municipalidad anunció que este mes el transporte urbano de pasajeros incorporaría una nueva modalidad de pago: la tarjeta inteligente o sin contacto. Se trata de un plástico similar al de una tarjeta bancaria en el cual el usuario puede cargar la cantidad de viajes que quiera”.

“El anuncio fue tomando forma y ahora sólo falta instalar las máquinas en cinco líneas de colectivos”,

“Si bien se trata de un período de prueba, junto a las lectoras de la tarjeta magnética se colocó una máquina que por ahora sólo se utiliza para pagar el boleto con monedas. Pero a fin de mes los pasajeros podrían empezar a pasar un plástico por el lector de esa misma máquina y así abonar el viaje”.

“El secretario de Servicios Públicos, Gustavo Leone, explicó que si bien “la tarjeta magnética (de cartón) va a desaparecer, primero coexistirá con el nuevo sistema, al menos durante seis meses, hasta que se termine de implementar el nuevo plástico y estén todos los puestos de recarga en funcionamiento”.

Recarga. El municipio ahora trabaja en la instalación de la red de carga de las tarjetas. “Estamos comprando los posnets, que son las máquinas necesarias para la recarga de los plásticos”, confirmó Leone.
Según el funcionario, en dos o tres semanas ya habrá en la ciudad 400 máquinas para la primera etapa.

Esas primeras 400 se colocarán en lugares estratégicos de la ciudad. “En principio estarán en comercios donde se venden las tarjetas magnéticas y también en los puestos de venta”. Y se pondrán a prueba durante tres semanas. Se espera que a fin de mes esté en funcionamiento la red de carga.

Cómo funcionará. Personal del Ente de Transporte Rosario realiza pruebas desde hace un mes y medio con las tarjetas inteligentes en las nuevas máquinas instaladas en los colectivos, que ya funcionan con monedas”

“A fin de este mes saldrán a la venta 150 mil tarjetas, lo que implica un tercio de la cantidad de personas que viajan por día en colectivo en Rosario. Los interesados podrán comprar los nuevos plásticos, en principio, en el Banco Municipal”.

“Esa tarjeta se podrá recargar en los puestos que habilite la Municipalidad. En una primera etapa serán 400 y luego llegarán a 1.200”

“Cada pasajero podrá recargarla cuantas veces quiera y con el importe que desee. “Podrá ponerle la plata que quiera, puede ser 10, 50 ó 100 pesos”, aclaró Leone.

“El proceso será similar a la recarga de una tarjeta de videojuegos: luego de pagar una suma, el plástico se recarga a través de un código”.

“La implementación se empezará a efectuar en líneas completas de colectivos. Así por ejemplo todas las unidades del 115 tendrán la posibilidad de utilizar la nueva tarjeta, para esto tendrán que estar los puestos de recarga funcionando”.

“Si la prueba funciona se irá extendiendo a las demás líneas. Y en abril saldrán al mercado 150 mil plásticos más hasta llegar a las 500 mil, que es los que se espera que esté en circulación”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*